Descartan que retroceso del paralelo sea por el Sicad II

Cotización ilegal de la divisa registra una caída de 11 por ciento. Los analistas atribuyen la baja a la paralización económica. El tipo de cambio en el mercado negro pasó de 88 bolívares por dólar el 24 de febrero a 78 al cierre de ayer.

El precio del dólar paralelo, la tasa de cambio referencial en la economía venezolana, registra un retroceso de 11 por ciento en el transcurso de los últimos 20 días, al pasar de 88 bolívares el 24 de febrero a 78 al cierre de ayer.

El Gobierno sostiene que la caída de la cotización ilegal es resultado de la próxima entrada en vigencia del Sistema Cambiario Alternativo de Divisas (Sicad) II; sin embargo, los analistas descartan que el anuncio de la implementación del mecanismo no tiene incidencia en la situación.

Rafael Ramírez, vicepresidente del Área Económica, sostiene que el precio del llamado “dólar guarimbero” se mantiene en baja debido a las expectativas favorables sobre la futura activación de un nuevo mercado cambiario, que funcionará junto al Sistema Complementario de Administración de Divisas (Sicad I) y la aún vigente Comisión de Administración de Divisas (Cadivi).

“Ya la divisa ilegal, la ficticia, comienza a sentir los golpes que tiene que sufrir hasta que desaparezca”, asegura Jorge Arreaza, vicepresidente de la República, quien agrega que el precio de la misma seguirá en picada gracias a la figura que se activará en los próximos días.

Thessaly González, miembro de la Academia de las Ciencias Económicas del Zulia, descarta que el retroceso del “dólar negro” esté influenciado por el Sicad II. Considera que la baja responde a que la economía en este momento se encuentra prácticamente paralizada, básicamente por el entorno político y social existente.

“La situación de conflicto que atraviesa Venezuela genera una disminución en el deseo de obtener dólares, eso reduce la presión sobre el mercado -no oficial- de divisas, por lo que la caída del paralelo no se le debe atribuir al Sicad II”.

Razones

La economista considera que no es posible que solo el anuncio de la creación del Sistema Cambiario Alternativo de Divisas haya restado fuerza al mercado negro, sobre todo cuando aún no se aclara cómo será el funcionamiento del mismo.

“Cuando a Ramírez se le pregunta cuál será la oferta diaria en el Sicad II, responde que aún no está definido; cuando se le consulta cada cuánto tiempo va a vender dólares PDVSA, dice que eso se determinará en el devenir del tiempo. Eso quiere decir que las autoridades también tienen incertidumbre sobre cómo va a operar el mecanismo, ante esa falta de claridad no es posible que haya presiones a la baja en el paralelo”.

Édison Morales, profesor de la Universidad Rafael Urdaneta (URU), coincide en que la expectativa por la entrada en funcionamiento de una nueva figura no es la causa de la reducción del precio de la divisa que se negocia ilegalmente.

Recuerda que la cotización no oficial de la moneda extranjera depende, en parte, de las transacciones de cambio que se hacen al margen de la ley en la frontera entre Venezuela y Colombia, principalmente por el lado entre San Antonio (Táchira) y Cúcuta (Norte de Santander).

El economista afirma que en este momento hay una caída en las actividades de cambio ilegal en los puntos fronterizos, por las protestas que se desarrollan particularmente en Táchira, situación que incide en el retroceso del dólar paralelo.

 

Sin limitación

La publicación del precio del dólar paralelo dejó de ser ilegal, tras la eliminación hace dos semanas de la Ley de Ilícitos Cambiarios, que fue sustituida por la nueva Ley del Régimen Cambiario y sus Ilícitos.

 

Entre 15 y 50 bolívares por dólar se calcula el tipo de cambio en el Sicad II

 

 

 

LV

Comentarios

comentarios